✨Navegación segura con cifrado SSL. Con la tecla Ctrl presionada, pulsa el signo menos para reducir el tamaño del blog.

✨Los aficionados ya pueden escribir sobre astronomía. Date de alta como Autor en Universo Mágico Público.

✨Comunidades de Astronomía en Google Plus: Universo Mágico - Astronomy Lab - Space Roads - Space World - Astronomy Station

✨Grupos de Astronomía en en Facebook: Astronomy & Space Exploration - Universo Mágico - Big Bang


Mostrando entradas con la etiqueta Luna. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Luna. Mostrar todas las entradas

✨Tránsito de la sombra lunar

Domingo 1 de Octubre de 2017




Esta fotografía tomada desde el espacio muestra la Tierra el 9 de marzo de 2016. La sombra de su gran satélite cae sobre el hemisferio iluminado por el Sol. Desplazándose hacia el este (de izquierda a derecha) y atravesando el mundo cubierto por el océano, la sombra de la Luna se movió rápidamente en la dirección de la rotación del planeta. Por supuesto, los habitantes de la Tierra situados cerca de la línea central de la pista de la sombra vieron este tránsito de la sombra lunar como un breve eclipse total de Sol.

La imagen de este tráfico captada desde el espacio que hay entre la Tierra y el Sol fue hecha por la Earth Polychromatic Imaging Camera (EPIC) de la sonda Deep Space Climate Observatory (DSCOVR).


Crédito:   NASA / NOAA / DSCOVR

✨La Luna

Martes 12 de Septiembre de 2017




El impresonante satélite natural de la Tierra, lo llamamos Luna. La imagen tomada por Jim Misti y expuesta en su página web Misti Software Group, es un extraoridinario mosaico que representa la Luna durante el tercer cuarto lunar. La luna ya ha sido protagonista en Universo Mágico en más de una ocasión, pero la majestuosidad y el detalle de la imagen nos incita a publicarla otra vez. La Luna es el único cuerpo celeste en el que el ser humano ha realizado un descenso tripulado. Aunque el programa Luna de la Unión Soviética fue el primero en alcanzar la Luna con una nave espacial no tripulada, el programa Apolo de Estados Unidos realizó las únicas misiones tripuladas al satélite terrestre hasta la fecha, comenzando con la primera órbita lunar tripulada por el Apolo 8 en 1968, y seis alunizajes tripulados entre 1969 y 1972, siendo el primero el Apolo 11 en 1969, y el último el Apolo 17. Estas misiones regresaron con más de 380 kg de roca lunar, que han permitido alcanzar una detallada comprensión geológica de los orígenes de la Luna, se cree que se formó hace 4500 millones de años después de un gran impacto, por la formación de su estructura interna y su posterior historia.

Desde la misión del Apolo 17 en 1972, ha sido visitada únicamente por sondas espaciales no tripuladas, en particular por el astromóvil soviético Lunojod 2. Desde 2004, Japón, China, India, Estados Unidos, y la Agencia Espacial Europea han enviado orbitadores. Estas naves espaciales han confirmado el descubrimiento de agua helada fijada al regolito lunar en cráteres que se encuentran en la zona de sombra permanente y están ubicados en los polos. Se han planeado futuras misiones tripuladas a la Luna, pero no se han puesto en marcha aún. La Luna se mantiene, bajo el tratado del espacio exterior, libre para la exploración de cualquier nación con fines pacíficos. Tiene un diámetro ecuatorial de 3474 km. Es el quinto satélite más grande del Sistema Solar, mientras que en cuanto al tamaño proporcional respecto de su planeta es el satélite más grande: un cuarto del diámetro de la Tierra y 1/81 de su masa. Después de Ío, es además el segundo satélite más denso. Se encuentra en relación síncrona con la Tierra, siempre mostrando la misma cara hacia el planeta. El hemisferio visible está marcado con oscuros mares lunares de origen volcánico entre las brillantes montañas antiguas y los destacados astroblemas.

A pesar de ser en apariencia el objeto más brillante en el cielo después del Sol, su superficie es en realidad muy oscura, con una reflexión similar a la del carbón. Su prominencia en el cielo y su ciclo regular de fases han hecho de la Luna un objeto con importante influencia cultural desde la antigüedad tanto en el lenguaje, como en el calendario, el arte o la mitología. La influencia gravitatoria de la Luna produce las mareas y el aumento de la duración del día. La distancia orbital de la Luna, cerca de treinta veces el diámetro de la Tierra, hace que se vea en el cielo con el mismo tamaño que el Sol y permite que la Luna cubra exactamente al Sol en los eclipses solares totales. La Luna es excepcionalmente grande en comparación con su planeta la Tierra: un cuarto del diámetro del planeta. Es el satélite más grande del Sistema Solar en relación al tamaño de su planeta, aunque Caronte es más grande en relación al planeta enano Plutón.​ La superficie de la Luna es menos de una décima parte de la de la Tierra, lo que representa cerca de un cuarto del área continental de la Tierra. Sin embargo, la Tierra y la Luna siguen siendo consideradas un sistema planeta-satélite, en lugar de un sistema doble planetario, ya que su baricentro, está ubicado cerca de 1700 km, aproximadamente un cuarto del radio de la Tierra, bajo su superficie.

La hipótesis general hoy en día es que el sistema Tierra-Luna se formó como resultado de un gran impacto: un cuerpo celeste del tamaño de Marte colisionó con la joven Tierra, volando material en órbita alrededor de esta, que se fusionó para formar la Luna.​ Se cree que impactos gigantescos eran comunes en el Sistema Solar primitivo. Los modelados de un gran impacto a través de simulaciones computacionales concuerdan con las mediciones del momento angular del sistema Tierra-Luna, y el pequeño tamaño del núcleo lunar; a su vez demuestran que la mayor parte de la Luna proviene del impacto, no de la joven Tierra. Sin embargo, meteoritos demuestran que las composiciones isotópicas del oxígeno y el tungsteno de otros cuerpos del Sistema Solar interior tales como Marte y Vesta son muy distintas a las de la Tierra, mientras que la Tierra y la Luna poseen composiciones isotópicas prácticamente idénticas. El mezclado de material evaporado posterior al impacto entre la Tierra y la Luna pudo haber equiparado las composiciones,​ aunque esto es debatido. La importante cantidad de energía liberada en el gran impacto y la subsecuente fusión del material en la órbita de la Tierra pudo haber derretido la capa superficial de la Tierra, formando un océano de magma.

En astronomía, una distancia lunar (LD) es la medida de la distancia desde la Tierra a la Luna. La distancia media entre la Tierra y la Luna es 384 400 kilómetros.​ La distancia real varía a lo largo de la órbita de la Luna. Se realizan mediciones de alta precisión de la distancia a la Luna midiendo el tiempo que tarda la luz en viajar entre las estaciones LIDAR en la Tierra y los retrorreflectores colocados en la Luna. La Luna se aleja de la Tierra a una tasa promedio de 3,8 cm por año, como lo detectó el experimento de medición lunar láser.​ La tasa de la recesión se considera anormalmente alta.​ Por coincidencia, la diagonal de los cubos de los retrorreflectores en la Luna también es de 3,8 cm. La primera persona que midió la distancia a la Luna fue el astrónomo y geógrafo Hiparco en el año 150 a.C. Se basó en el dato del diámetro de la Tierra, calculado por Eratóstenes 100 años antes. Obtuvo una distancia de 348 000 km. Para este cálculo utilizó la curvatura de la sombra que proyecta la Tierra sobre la Luna en un eclipse lunar, un método ideado por Aristarco de Samos.  Como la Luna tarda el mismo tiempo en dar una vuelta sobre sí misma que en torno a la Tierra, presenta siempre la misma cara. Esto se debe a que la Tierra, por un efecto llamado gradiente gravitatorio, ha frenado completamente a la Luna. La mayoría de los satélites regulares presentan este fenómeno respecto a sus planetas.

El Sol ilumina siempre la mitad de la Luna, exceptuando en los Eclipses de Luna, que no tiene por qué coincidir con la cara visible, produciendo las fases de la Luna. La inmovilización aparente de la Luna respecto a la Tierra se ha producido porque la gravedad terrestre actúa sobre las irregularidades del globo lunar de forma que en el transcurso del tiempo la parte visible tiene 4 km más de radio que la parte no visible, estando el centro de gravedad lunar desplazado del centro lunar 1,8 km hacia la Tierra. El hecho de que la Luna salga aproximadamente una hora más tarde cada día se explica conociendo la órbita de la Luna alrededor de la Tierra. La Luna completa una vuelta alrededor de la Tierra aproximadamente en unos 28 días. Si la Tierra no rotase sobre su propio eje, sería muy fácil detectar el movimiento de la Luna en su órbita. Este movimiento hace que la Luna avance alrededor de 12° en el cielo cada día. Si la Tierra no rotara, lo que se vería sería la Luna cruzando la bóveda celeste de oeste a este durante dos semanas, y luego estaría dos semanas ausente, durante las cuales la Luna sería visible en el lado opuesto del Globo. Sin embargo, la Tierra completa un giro cada día. Así, cada día le lleva a la Tierra alrededor de 50 minutos más para estar de frente con la Luna nuevamente, lo cual significa que se puede ver la Luna en el cielo. El giro de la Tierra y el movimiento orbital de la Luna se combinan, de tal forma que la salida de la Luna se retrasa del orden de 50 minutos cada día.

La órbita de la Luna es especialmente compleja. La razón es que la Luna esta suficientemente lejos de la Tierra y la fuerza de gravedad ejercida por el Sol es significativa. Dada la complejidad del movimiento, los nodos de la Luna, no están fijos, sino que dan una vuelta en 18,6 años. El eje de la elipse lunar no está fijo y el apogeo y perigeo dan una vuelta completa en 8,85 años. La inclinación de la órbita varía entre 5° y 5° 18’. De hecho, para calcular la posición de la Luna con exactitud hace falta tener en cuenta por lo menos varios cientos de términos. Además, la órbita Luna-Tierra se encuentra inclinada respecto del plano de la órbita Tierra-Sol, de modo que únicamente en dos puntos de su trayectoria, llamados nodos, pueden producirse eclipses solares o lunares. Los eclipses se deben a una extraordinaria casualidad. El diámetro del Sol es 400 veces más grande que el de la Luna, pero también está 400 veces más lejos, de modo que ambos abarcan aproximadamente el mismo ángulo sólido para un observador situado en la Tierra. La Luna en un eclipse lunar puede contener hasta tres veces su diámetro dentro del cono de sombra causado por la Tierra. Por el contrario en un eclipse solar la Luna apenas tapa al Sol (Eclipse Total) y en determinada parte de su órbita, cuando está más distante, no llega a ocultarlo del todo, dejando una franja anular (Eclipse Anular). La complejidad del movimiento lunar dificulta el cálculo de los eclipses y se debe tener presente la periodicidad con que estos se producen (Periodo Saros).


Crédito:   Jim Misti / Misti Software Group

✨Corona lunar por Arno Rottal

Lunes 4 de Septiembre de 2017




En ocasiones se produce un fenómeno como otros muchos que suceden en la Tierra, se suelen ver auroras, arco iris, nubes singulares, en incluso apéndices de luz verde a las puestas y salidas de la Luna y el Sol. Pero uno de los fenómenos más atractivos en la observación de una Corona Lunar. En ésta ocasión el conocido astrofotógrafo Arno Rottal nos muestra en su página web Far Light Photography, una imagen incomparablemente bella. En meteorología, una corona es un fenómeno óptico producido por la difracción de la luz del sol o la luna o, en ocasiones, estrellas o planetas brillantes. Se producen debido a pequeñas gotas de agua individuales y a veces diminutos cristales de hielo desprendidos de las nubes. En su forma completa, una corona se compone de varios anillos concéntricos de colores pastel alrededor del objeto celeste y una zona brillante central llamada aureola.

La aureola es a menudo (especialmente en el caso de la Luna) es la única parte visible de la corona y tiene la apariencia de un disco de color blancoazulado que se desvanece a marrón rojizo hacia el borde. El tamaño angular de una corona depende de los diámetros de las gotitas de agua involucradas, las gotitas más pequeñas producen coronas grandes. Por la misma razón, la corona es más pronunciada cuando el tamaño de las gotitas es más uniforme. Las coronas difieren de los halos en que estos últimos se forman por refracción, en lugar de difracción a partir de cristales de hielo comparativamente grandes en lugar de pequeños. Detalles técnicos.


✨El Mar de la Humedad de la Luna

Miércoles 9 de Agosto de 2017




A través de un filtro del infrarojo cercano se obtuvo una extraordinaria vista de la Luna, unos días antes de de la luna nueva. La imagen muestra la zona del Mar de la Humedad situado en el cuadrante suroeste junto al cráter Gassendi, visible en la parte superior de la imagen. La composición se hizo con varias exposiciones de 0,1 segundos en el infrarojo cercano con pequeños desplazamientos. El Mar de la Humedad es un mar lunar casi circular, de unos 450 km de diámetro, una profundidad de 2,24 km,​ y un área de 86.000 kilómetros cuadrados.​ Se encuentra en la zona suroeste de la cara visible de la Luna, al sur del Oceanus Procellarum. No fue incluido en las misiones Apolo, por lo que su edad exacta es desconocida. Sin embargo, gracias a información obtenida estudiando la erosión de sus cráteres interiores, se le ha calculado una edad estimada de 3.9 miles de millones de años.

Su interior, como todos los mares lunares, está cubierto por una capa de basalto bastante plana. La capa, que mide unos 3,6 km de grosor,​ fue originada por inundaciones de lava producto de antiguas actividades volcánicas. Las cordilleras que lo rodean son los restos del borde de un cráter de impacto,​ causado por el choque con un asteroide, que habría provocado la actividad volcánica que inundó el mar. Como la mayoría de los demás mares en la Luna, el Mar de la Humedad fue bautizado por Giovanni Riccioli, cuyo sistema de nomenclatura de 1651 se ha estandarizado.


Crédito:   ESO

✨La Tierra desde la órbita lunar

Jueves 24 de Noviembre de 2016




En la Luna, la Tierra no sale ni se pone. Si estuvieras en la superficie de la Luna, veríais la Tierra colgada en el cielo, siempre en el mismo lugar. Esto es porque la Luna siempre mantiene el mismo lado encarado a la Tierra. Curiosamente, la imagen muestra la Tierra poniéndose sobre un borde lunar. Esto es porque la fotografía se hizo desde una sonda en órbita alrededor de la Luna, la Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO). De hecho, la LRO orbita la Luna tan rápido que la Tierra parece que se ponga cada dos horas.

La fotografía captó una de esas puestas en Octubre de 2015. Por el contrario, desde la superficie de la Tierra la Luna se pone aproximadamente una vez al día, con la rotación de la Tierra como causa principal. La LRO fue lanzada en 2009 mientras se dedica a elaborar un mapa tridimensional detallado de la superficie lunar, también busca agua y posibles buenos lugares para el aterrizaje de futuros astronautas. Como nos gustaría poder ver la Luna desde la Tierra, tal y como se ve la Tierra desde la Luna.

✨La Luna por Mano Prieto Observatory

Jueves 17 de Noviembre de 2016




La Luna está de moda, después de que el día 14 de Noviembre de 2016 la Luna haya posado para los observadores de la Tierra con sus mejores galas, nuestro satélite natural sigue siendo portada de todas las ediciones astronómicas. Cuando se produce el máximo acercamiento de la Luna a la Tierra se llama "perigeo", pero éste no es un perigeo normal, en ésta ocasión, la Luna no se había acercado tanto a la Tierra desde el año 1.948, y no volverá a estar tan cerca hasta el año 2.034. Muchos de nosotros aun no lo habíamos vivido y otros muchos no lo volveremos a ver. Con un lapso de una generación debemos aprovechar éste evento y mirar hacia arriba buscando el objeto tan adorado desde tiempos inmemoriales. Segun datos de la NASA, la Luna estuvo un 14% más grande y un 30% más luminosa.

La Luna es el único satélite natural de la Tierra, con un diámetro ecuatorial de 3474 km. Situada a un promedio de 365.000 Km. de distancia de la Tierra, es el quinto satélite más grande del Sistema Solar. Después de Ío, es además el segundo satélite más denso. Se encuentra en relación síncrona con la Tierra, siempre mostrando la misma cara hacia el planeta. El hemisferio visible está marcado con oscuros mares lunares de origen volcánico entre las brillantes montañas antiguas, mientras que la cara oculta está llena de cráteres, debido al impacto de meteoritos, lo que significa que la Luna se convierte en el mejor escudo protector para la Tierra.

 A pesar de ser en apariencia el objeto más brillante en el cielo después del Sol, su superficie es en realidad muy oscura, con una reflexión similar a la del carbón. Su prominencia en el cielo y su ciclo regular de fases han hecho de la Luna un objeto con importante influencia cultural desde la antigüedad tanto en el lenguaje, como en el calendario, el arte o la mitología. La influencia gravitatoria de la Luna produce las mareas y el aumento de la duración del día. La distancia orbital de la Luna, cerca de treinta veces el diámetro de la Tierra, hace que se vea en el cielo con el mismo tamaño que el Sol y permite que la Luna cubra exactamente al Sol en los eclipses solares totales.

La Luna es el único cuerpo celeste en el que el ser humano ha realizado un descenso tripulado. Aunque el programa Luna de la Unión Soviética fue el primero en alcanzar la Luna con una nave espacial no tripulada, el programa Apolo de Estados Unidos realizó las únicas misiones tripuladas al satélite terrestre hasta la fecha, comenzando con la primera órbita lunar tripulada por el Apolo 8 en 1968, y seis alunizajes tripulados entre 1969 y 1972, siendo el primero el Apolo 11 en 1969, y el último el Apolo 17. Estas misiones regresaron con más de 380 kg de roca lunar, que han permitido alcanzar una detallada comprensión geológica de los orígenes de la Luna (se cree que se formó hace 4500 millones de años después de un gran impacto), la formación de su estructura interna y su posterior historia.

La Luna se mantiene, bajo el tratado del espacio exterior, libre para la exploración de cualquier nación con fines pacíficos. La imagen de la Luna que podemos ver no es la superluna, pero sin embargo, fue elegida por Universo Mágco debido a la extrema calidad de la toma y su posterior procesamiento. Desde aquí damos las gracias a Tom Harrison, que nos permite disfrutar de esta impresionante imagen, publicada en Mano Prieto Observatory.



Crédito:     Tom Harrison / Mano Prieto Observatory

✨Un tesoro escondido

Miércoles 2 de Noviembre de 2016




Esta fotografía de la Luna creciente muestra luz solar pasar casi rozando a través de la superficie fuertemente marcada, llenando sus cráteres de sombras. Esta es una región bastante lisa de la luna, pero en otras partes se encuentra altas montañas, con algunas cumbres que llegan a alrededor de 5000 metros. Cuando son iluminadas por el Sol, estas montañas proyectan largas sombras sobre la superficie lunar. Por allá por el año 1600, Galileo Galilei usaba estas largas sombras para determinar la altura de las cumbres. En los polos de la Luna (que no se ven en esta fotografía) algunos cráteres están permanentemente sombreados y las bases de algunos pueden no haber sido iluminadas por el Sol durante miles de millones de años. Los científicos habían sospechado por mucho tiempo que estas oscuras y permanentemente frías regiones de la Luna podían albergar hielo de agua, pero no fue hasta fines de 2009 que se halló evidencia para esto.

En una misión de la NASA llamada LCROSS (Satélite de Detección y Observación de Cráteres Lunares por su siglas en inglés), se envió un impulsador de cohetes agotado a chocar contra el polo sur de la Luna, mientras que la parte restante de la nave espacial buscaba evidencia de agua entre los desechos eyectados. La misión fue un éxito y sus hallazgos confirmaron la presencia de hielo de agua dentro de estos cráteres oscuros. El hallazgo tiene importantes implicaciones para el futuro de la exploración humana de la Luna y de otros lugares en el Sistema Solar.



Crédito:    ESO / Andy Strappazzon 

✨Una visión estéreo desde la órbita lunar

Lunes 24 de Octubre de 2016


Ponte las gafas 3D y admira esta impresionante vista estéreo de la Luna. La escena fue grabada el 11 de diciembre de 1972 por Eugene Cernan, comandante de la misión Apolo 17, una órbita antes de descender para aterrizar en la Luna. El anaglifo estéreo se ha elaborado a partir de dos fotografías (AS17-147-22465 y AS17-147-22466) captadas desde su perspectiva a bordo del módulo lunar Challenger mientras él y el Dr. Harrison Schmitt volaban hacia el lugar de aterrizaje del Apolo 17, en el valle Taurus Littrow.

Cerca del centro de la imagen, la cara iluminada por el Sol de la montaña llamada Macizo del Sur se eleva sobre el suelo oscuro de Taurus-Littrow (a la izquierda). Más allá de las montañas, hacia el limbo lunar, está el Mar de la Serenidad. En primer plano y sobre el pico del Macizo del Sur se ve el módulo de mando America, pilotado por Ron Evans.



Crédito:   Gene Cernan / Apollo 17NASA / Anaglyph by Patrick Vantuyne 

✨Fascinación por la Luna

Domingo 9 de Octubre de 2016



Nuestra Luna ha fascinado a la humanidad a través de los siglos. Es el único satélite natural de la Tierra y el quinto satélite más grande del Sistema Solar. La distancia media desde el centro de la Tierra hasta el centro de la Luna es de 384.403 kilómetros aproximadamente, lo que supone treinta veces el diámetro de la Tierra. La luna hace una órbita completa alrededor de la Tierra cada 27,3 días. El diámetro de la Luna es de 3.474 kilómetros, un poco más de un cuarto de la de la Tierra. Por lo tanto, el área de la superficie de la Luna es menos de una décima parte la de la Tierra, aproximadamente tan grande como Rusia, Canadá y Estados Unidos juntos, y su volumen es aproximadamente el 2 por ciento del de la Tierra. La fuerza de la gravedad en su superficie es de aproximadamente el 17% de la que hay en la superficie de la Tierra.

La Luna adquiere el mismo tamaño relativo que el Sol desde nuestra posición, y coincide su movimiento de traslación al rededor de la Tierra con el de rotación sobre sí misma, por eso nos enseña siempre la misma cara, quedando la otra cara siempre oculta.

✨El cráter Plato de la Luna

Miércoles 7 de Septiembre de 2016



El cráter Plato, un paisaje lunar que siempre tratamos de localizar cuando apuntamos a la Luna con nuestros ojos, prismáticos o telescopios, debe su nombre al gran philósofo Platón, pupilo de Sócrates ( 427 – 347 a.c.). El cráter está situado en la región Norte de la Luna, entre el mar Frigoris y el mar Imbrium (mar de las lluvias, donde nunca llueve) y hacia el final de la cordillera de los Montes Alpes, Plato es uno de los más interesantes cráteres de nuestro satélite natural. Es un cráter que fue inundado por el basalto semilíquido que surgió a raíz de una erupción interna. Tiene un diámetro aproximado de 101 km. y muros de alrededor de 1000 metros de altura desde su interior, aunque en algunos puntos llega a los 2000 metros de altura, pudiéndose ver en su interior varios cráteres mas pequeños, siendo los mayores de ellos de un diámetro aproximado de 2000 metros. Resulta muy interesante el muro Oeste, con un fragmento de muralla que parece vaya a desprenderse.

Dentro del mar más próximo a Plato (el Mare Imbrium) hay una serie de montañas aisladas de lava emergiendo. Se trata de los Montes Recti y los Montes Tenerife, de los cuales sobresale el solitario Monte Pico. Plato es fácilmente observable incluso con la más ínfima ayuda óptica. Unos simples prismáticos servirán para iniciarse en su observación. Con un telescopio de 100 mm. se puede observar su interior, pero es necesario un telescopio de 250 a 300 mm. para observar la totalidad de los cráteres de menor tamaño que se encuentran dentro del cráter.

En su entorno tenemos:
-El MAR IMBRIUM ( Mar de las lluvias).
-El MARE FRIGORIS: Riccioli lo denomino así por su extensión y por encontrarse en la región Polar Norte. El Mare Frigoris ocupa una extensión de 536.000 km. cuadrados. (Lacus Mortis y el área del cráter Hércules incluidos), siendo comparable en tamaño con el Mar Negro de la Tierra.
-El mar IRIDUM SINUS: (Bahia de Raimbows , 45ºN; 32ºW). Nombre dado por Riccioli, es un cráter en formación de un diámetro de 260 km.
-El PROMONTORIO LAPLACE: (Cabo Laplace). 46º N, 26ª W. Pierre Simón Laplace. 1749 – 1827. Sobresaliente matemático francés, discípulo de Newton. Trabajo en el campo de la Mecánica Celeste, editando “Nebula Hypothesis of the origin of the solar system.
-PROMONTORIO HERACLIDES: (Cabo Heraclidas- 41º N, 34º W). Heraclidas Ponticus a 390 – 310 BC. Pupilo de Platón. Mantenía que la Tierra giraba sobre un eje.
-FONTENELLE: francés. Popularizo las ciencias, siendo miembro de la Academia francesa 63.4º N, 18.9º W. (Crater de 38 km). Bernard le Bovier de Fontenelle. 1657 – 1757. (Astrónomo de ciencia.
-PHILOLAUS: 72.1º N, 2.4º W (Crater de 71 km.). Filósofo griego; contemporaneo del astrónomo Pithagorius. Enseño que la Tierra se esta moviendo, y que el centro del espacio es un “fuego central”
MONTES ALPES: Montañas con una longitud de alrededor de 250 km., denominadas así por Hevelius y con alturas entre 1800 y 2400 m.
MONTES TENERIFE: (48º N, 13º W) . Nombre que rememora la montaña de Tenerife, donde Piazzi Smyth probó por primera vez las condiciones de la observación telescópica de mayor altura sobre el nivel del mar.
MONTES RECTI: (48º N, 20º W). Nombrados así por Birt debido a su forma. Longitud cerca de 90 km, altura 1800 m.
PICO MONS: (40º N, 9º W) Denominado así por Schróter que evidentemente tenía en mente Pico von Tenerife. Se compara la altura de esta montaña con la de otras cordilleras.



Crédito:  Johannes Schedler / Panther Observatory / Rumbo a las Estrellas 

✨El cráter Aristarco en la Luna

Jueves 11 de Agosto de 2016



La NASA está utilizando las capacidades únicas del telescopio espacial Hubble para una nueva clase de observaciones científicas de la luna desde la Tierra. La resolución y la sensibilidad a la luz ultravioleta del Hubble han permitido que se utilize el telescopio para buscar importantes minerales que contengan oxígeno en la Luna. Dado que la Luna no tiene una atmósfera respirable, los minerales tales como la ilmenita, el titanio y el óxido de hierro, pueden ser muy importantes para una presencia humana sostenida en nuestro satélite natural. La ilmenita es una fuente potencial de oxígeno para respirar o para utilizar en cohetes de gran potencia. Las nuevas observaciones del Hubble son las primeras imágenes ultravioleta de alta resolución obtenidas de la luna. Las imágenes ofrecen a los científicos una nueva herramienta para estudiar las variaciones minerales dentro de la corteza lunar. A medida que la NASA planea futuras expediciones a la Luna, estos datos en combinación con otras medidas, ayudarán a asegurar los sitios más valiosos para las misiones humanas y robóticas.

"Estas observaciones de la luna han sido un logro tecnológico difícil y de gran éxito para el equipo de Hubble, puesto que el telescopio no fue diseñado originalmente para observaciones lunares" dijo Jennifer Wiseman, científico del programa para el Hubble. "Las imágenes ayudarán a los estudios científicos de la geología lunar y tomar las decisiones futuras sobre una mayor exploración lunar" dijo. La Cámara Avanzada para Inspecciones del Hubble utilizó el espectro ultravioleta e imágenes de luz visible de diversas zonas geológicamente conocidas en el lado visible de la Luna. Estos incluyen el cráter de impacto Aristarco y el valle adyacente de Schröter. Hubble también fotografió los lugares sitios de aterrizaje de las misiones Apolo 15 y 17, donde los astronautas recogieron muestras de rocas en 1971 y 1972.

Los científicos están comparando las propiedades de las rocas y muestras de suelo obtenidas por el Apolo, con las nuevas imágenes del Hubble, y la región Aristarco, que ni los humanos ni naves espaciales robóticas han visitado. Las observaciones del Hubble del cráter Aristarco y Valle de Schröter ayudarán a aclarar a los investigadores la comprensión de los diversos materiales, científicamente interesantes de la región y para desentrañar su completo potencial de recursos. "Nuestros hallazgos iniciales apoyan la posible existencia de algunas variedades únicas de los suelos vidriosos ricos en oxígeno, tanto en las regiones del cráter Aristarco como en las del Apolo 17. Podrían ser muy adecuados para las visitas de los robots y los exploradores humanos en los esfuerzos para aprender a vivir de la Luna en la Tierra" dijo Jim Garvin, científico jefe en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, en Greenbelt, Md. Garvin es el investigador principal para el proyecto. "A pesar de que requerirá muchos meses antes de que se puedan desarrollar resultados totalmente cuantitativos, ya tenemos pruebas de que estas nuevas observaciones mejorarán la precisión mediante la cual podemos comprender materiales tales como la ilmenitam, para ayudar a informar mejor las decisiones de exploración", dijo Garvin.

Por otro lado, una reflexión de éste sitio (Universo Mágico) es que la magia y la salud de la Luna se acabarán con la intervención del hombre. Una cosa es ir a la Luna y pisarla para decir que lo hemos hecho, que la humanidad ha pisado otro cuerpo del espacio que no es la Tierra, y otra bien distinta es explotar la Luna por medio de la minería para extraer de ella materiales que siguen enriqueciendo a unos pocos y matando de hambre al que ellos llaman "el tercer mundo". Por tanto los líderes poliíticos no sólo no velan por la igualdad alimentaria del total de la población mundial, ni por el estado de salud de la Tierra, sino que además empezarán a ahuecar la Luna, que enfermará y en algunos siglos es posible incluso que sea destruída por la mano del hombre, un ser que allí donde va lo destruye todo en lugar de conservarlo. Lo mismo está sucediendo en muchas de las misiones programadas a diversos asteroides del sistema solar ricos en oro y otros materiales que no se utilizarán para remediar el hambre en el mundo. Desde aquí pués, reivindicamos la decisión de "No intervención en la Luna".



Crédito:  NASA / ESA / J. Garvin (NASA / GSFC)

✨Tránsito de la ISS por la Luna

Lunes 18 de Julio de 2016



Según el folclore moderno, la segunda Luna llena de julio se llama Luna azul. Esta nítida y detallada composición, captada con un telescopio y una cámara digital justo antes de la primera Luna llena de julio de 2015, muestra realmente una superficie lunar llena de colores. En la imagen procesada se han realzado los colores, pero son reales y corresponden a diferencias reales en la composición química de la superficie lunar. Cuando la Luna está cerca de la fase llena también son fáciles de ver los brillantes rayos de 85 kilómetros de ancho del cráter Tycho (en la parte superior derecha) que se extienden por toda la superficie lunar. Con las tierras altas del sur y por encima y a la derecha de Tycho se perfila la silueta increíblemente detallada de la Estación Espacial Internacional.

Este tránsito lunar de la ISS, visto desde Byron Bay (Australia) el 30 de junio de 2015, duró alrededor de un tercio de segundo y se captó con una velocidad de obturación rápida en modo ráfaga.



Crédito:  Dylan O'Donnell

✨La Tierra desde el Apolo 8

Viernes 3 de Junio de 2016



¿Qué es esto que se ve tras la superficie lunar? La Tierra. Hace unos 47 años, la tripulación del Apollo 8 voló de la Tierra a la Luna y regresó. El 21 de diciembre de 1968, Frank Borman, James Lovell y William Anders, lanzados por un cohete Saturno V, fueron a orbitar la Luna diez veces en el módulo de mando y regresaron a la Tierra el 27 de diciembre. La impresionante lista de primicias del Apolo comprende los primeros humanos en viajar a la Luna, los primeros en volar usando un cohete Saturno V y los primeros en fotografiar la Tierra desde la Luna. Debido al movimiento orbital de la nave espacial, cuando el módulo de mando del Apolo 8 sobrevolaba la cara oculta de la Luna la tripulación podía mirar hacia el horizonte lunar y contemplar la Tierra. La famosa fotografía que hicieron de una Tierra azul lejana por encima del limbo lunar fue un maravilloso regalo para el mundo. Apolo 8 fue el primer viaje espacial tripulado que alcanzó una velocidad suficiente para escapar del campo gravitacional del planeta Tierra; el primero en escapar del campo gravitacional de otro cuerpo celeste; y el primer viaje tripulado en regresar a la Tierra desde otro cuerpo celeste.

La tripulación se convirtió en ser los primeros seres humanos en ver la cara oculta de la Luna con sus propios ojos. Después del lanzamiento, efectuado el 21 de diciembre de 1968, la tripulación tardó tres días en llegar a la Luna. La orbitaron 10 veces en un lapso de 20 horas, durante las cuales la tripulación realizó una emisión de televisión en Nochebuena en la cual leyeron los 10 primeros versos del Génesis. La tripulación planeó el tiempo de lectura para hacerlo coincidir con una vista completa de la Tierra flotando en la inmensidad vacía del espacio que mostraba la diversidad de nuestro planeta con los distintos colores, los mares, los continentes y las nubes en contraste con la desolada superficie lunar. En aquel momento fue el programa de televisión más visto de la historia. La exitosa misión del Apolo 8 preparó el camino para que el Apolo 11 cumpliera el objetivo de llevar un ser humano a la Luna antes del final de la década de los 60.



Crédito:  Apollo 8, NASA

✨El cometa PanSTARRS y la Luna creciente

Martes 5 de Abril de 2016



Rápida e inesperadamente, un cometa se ha puesto a brillar. El cometa C / 2014 P1 (PanSTARRS), descubierto en 2014, fue visible durante unos días a simple vista justo después de la puesta de Sol desde algunos lugares. El cometa rodeó el Sol el 6 de julio y, al parecer, ha perdido algo de gas y de polvo. El día de la toma de la imagen estaba más cerca que nunca de la Tierra, lo que contribuyó a su reciente gran brillo aparente y a la gran extensión angular de sus colas. La fotografía muestra el cometa PanSTARRS luciendo una cola de polvo corta y blanca que se desvanece a la derecha y una cola de iones larga y azul que apunta al Sol recientemente puesto.

La Luna creciente domina el centro de la imagen. Al cabo de tres días de haber tomado esta fotografía, el  cometa PannSTARRS pasó a tan sólo 7 grados de distancia de un brillante  Júpiter con un aún más brillante Venus cerca. Debido a su proximidad al Sol, el cometa y sus colas se puderon observar mejor por la noche con unos prismáticos o con una cámara que hace exposiciones de larga duración.


Crédito:  Yuri Beletsky (Las Campanas Observatory, Carnegie Institution)

✨El quinto satélite más grande del Sistema Solar

Jueves 31 de Marzo de 2016



Nuestra luna ha fascinado a la humanidad a lo largo de los siglos. Es el único satélite natural de la Tierra y el quinto satélite más grande del Sistema Solar. La media desde el centro de la Tierra al centro de la Luna es de aproximadamente 384.403 kilómetros o 238.857 millas, lo que significa que equivale a treinta veces el diámetro de la Tierra. La luna hace una órbita completa alrededor de la Tierra cada 27,3 días. El diámetro de la Luna es de 3.474 kilómetros o 2.159 millas, un poco más de un cuarto del diámetro de la Tierra. Además la Luna se ve desde la Tierra con el mismo tamaño que el Sol, por eso suceden los eclipses de Sol. Cuando la Tierra se interpone entre el Sol y la Luna se llama eclipse Lunar, caso en el que los rayos refractarios que refleja la silueta terrestre tiñen a la luna de un color rosado bastante oscuro. Es entonces cuando toda la superficie Lunar pierde de vista al Sol, lo que hace que baje la temperatura de nuestro satélite natural de forma radical durante casi 2 horas. Sin embargo los eclipses solares duran tan sólo 1 minuto más o menos, y se hace de noche en la Tierra a mediodía en una estecha franja de la superficie del planeta.

Por lo tanto, el área de la superficie de la Luna es menos de una décima parte la de la Tierra y alrededor de una cuarta superficie de la Tierra, aproximadamente tan grande como Rusia, Canadá y Estados Unidos juntos y su volumen es aproximadamente el 2 por ciento del de la Tierra. La fuerza de la gravedad en su superficie es de aproximadamente el 17 por ciento de la gravedad en la superficie de la Tierra. Planetas como Júpiter o Saturo tienen una veintena de lunas en sus órbitas, imaginen ustedes un cielo lleno de lunas de todos los tamaños y colores.


Crédito:  Terry Hancock

✨Apollo 17 en el cráter Shorty

Jueves 17 de Marzo de 2016



En la Luna es fácil de recordar donde has aparcado. En diciembre de 1972, los astronautas Eugene Cernan y Harrison Schmitt del Apolo 17 pasaron unas 75 horas en el valle Tauro-Littrow de la Luna, mientras que su compañero Ronald Evans orbitaba por encima. Esta fotografía fue hecha por Cernan mientras él y Schmitt vagaban por el fondo del valle. La imagen muestra a Schmitt con el rover lunar en el borde del cráter Shorty, cerca del lugar donde el geólogo Schmitt descubrió suelo naranja.

La tripulación del Apollo 17 volvió con 110 kilogramos de muestras de roca y de suelo, más de lo que se llevó desde ningún otro lugar de aterrizaje lunar. Cuarenta y tres años más tarde, Cernan y Schmitt siguen siendo los últimos en pisar la Luna.


Crédito:  NASA

✨Corona Lunar llena de colores

Sábado 23 de Enero de 2016



¿Qué son estos anillos de colores que hay alrededor de la Luna? Una corona. Los anillos como este aparecen a veces cuando se observa la Luna a través de nubes delgadas. El efecto está creado por la difracción mecano-cuántica de la luz alrededor de las gotas de agua individuales y de tamaño similar que hay en una nube interpuesta pero casi transparente. Como la luz de diferentes colores tiene diferentes longitudes de onda , cada color difracta de manera diferente.

Las coronas lunares son uno de los pocos efectos de color puramente mecano-cuánticos que se pueden ver fácilmente a simple vista. Las coronas similares que se forman alrededor del Sol son más difíciles de ver debido a la gran luminosidad del Sol. La corona lunar de la imagen se captó alrededor de la Luna de fresa del 2 de junio desde La Plata (Argentina).


Crédito:   Sergio Montúfar 

✨La Luna de la Tierra

Miércoles 26 de Agosto de 2015



Una serie de cortas exposiciones a través de un filtro infrarrojo cercano, fue obtenido de la Luna en menguante al amanecer de un 12 de Enero, 5 días antes de Luna nueva. Como puede verse en la imagen, el borde completo del campo de visión es aproximadamente del mismo tamaño del diámetro de la Luna. Varias exposiciones de 0.1 segundos fueron efectuadas a través del filtro infrarrojo, con pequeños offsets que se combinan, por lo demás, la imagen es en bruto. La parte derecha de la imagen fue cortada para reducir el tamaño del archivo. La Luna es el único satélite natural de la Tierra. Con un diámetro ecuatorial de 3474 km.

La Luna es el quinto satélite más grande del Sistema Solar, mientras que en cuanto al tamaño proporcional respecto de su planeta es el satélite más grande: un cuarto del diámetro de la Tierra y 1/81 de su masa. Después de Ío, es además el segundo satélite más denso. Se encuentra en relación síncrónica con la Tierra, siempre mostrando la misma cara hacia el planeta. El hemisferio visible está marcado con oscuros mares lunares de origen volcánico entre las brillantes montañas antiguas y los destacados astroblemas.

A pesar de ser en apariencia el objeto más brillante en el cielo después del Sol, su superficie es en realidad muy oscura, con una reflexión similar a la del carbón. Su prominencia en el cielo y su ciclo regular de fases han hecho de la Luna un objeto con importante influencia cultural desde la antigüedad tanto en el lenguaje, como en el calendario, el arte o la mitología. La influencia gravitatoria de la Luna produce las mareas y el aumento de la duración del día. La distancia orbital de la Luna, cerca de treinta veces el diámetro de la Tierra, hace que se vea en el cielo con el mismo tamaño que el Sol y permite que la Luna cubra exactamente al Sol en los eclipses solares totales. La Luna es el único cuerpo celeste en el que el ser humano ha realizado un descenso tripulado. Aunque el programa Luna de la Unión Soviética fue el primero en alcanzar la Luna con una nave espacial no tripulada. 

La hipótesis general hoy en día es que el sistema Tierra-Luna se formó como resultado de un gran impacto, un cuerpo celeste del tamaño de Marte colisionó con la joven Tierra, volando material en órbita alrededor de esta, que se fusionó para formar la Luna. Se cree que impactos gigantescos eran comunes en el Sistema Solar primitivo. Los modelados de un gran impacto a través de simulaciones computacionales concuerdan con las mediciones del momento angular del sistema Tierra-Luna, y el pequeño tamaño del núcleo lunar; a su vez demuestran que la mayor parte de la Luna proviene del impacto, no de la joven Tierra. Sin embargo, meteoritos demuestran que las composiciones isotópicas del oxígeno y el tungsteno de otros cuerpos del Sistema Solar interior tales como Marte y Vesta son muy distintas a las de la Tierra, mientras que la Tierra y la Luna poseen composiciones isotópicas prácticamente idénticas. El mezclado de material evaporado posterior al impacto entre la Tierra y la Luna pudo haber equiparado las composiciones, aunque esto es debatido.


Crédito:    ESO

✨Salida de la Luna a través de la sombra de un volcán

Lunes 10 de Agosto de 2015



¿Cómo puede la Luna emerger a través de una montaña? No puede; la fotografía muestra la salida de la Luna a través de la sombra de un gran volcán. El volcán es el Mauna Kea de Hawai (EE.UU.), un lugar desde donde se suelen hacer fotografías espectaculares, ya que es un lugar de observación ideal del planeta Tierra.

El Sol acaba de ponerse en dirección opuesta, detrás de la cámara. Además, la Luna acaba de pasar la fase llena; si hubiera sido precisamente en fase llena, se elevaría seguramente eclipsada justo por el pico de la sombra. La Luna está en realidad saliendo por el cono triangular de la sombra del volcán.

Un corredor de oscuridad que se estrecha en la distancia de la misma forma que convergen las vías de un tren. La Luna es demasiado grande y está demasiado lejos para verse afectada por la sombra del volcán. La refracción de la luz de la Luna a través de la atmósfera de la Tierra hace que la Luna parezca ligeramente ovalada. En primer plano se ven conos de ceniza procedentes de antiguas erupciones volcánicas.


Crédito:   Michael Connelley (U. Hawaii)

✨Amor y guerra a la luz de la Luna

Miércoles 29 de Abril de 2015




Venus, llamado así por la diosa romana del amor, y Marte, homónimo del dios de la guerra, se reunieron a la luz de la Luna en esta hermosa vista captada el 20 de febrero de 2015 desde Charleston (Carolina del Sur, EE.UU.). La exposición de tres segundos, hecha en el crepúsculo con una cámara digital, también capta la Luz cenicienta en lugar de la normalmente oscura  joven Luna creciente. Por supuesto, desde la anticipada triple conjunción la Luna ya se ha movido.

Venus todavía brilla en el oeste como estrella de la tarde que es y tercer objeto más brillante en el cielo terrestre después del Sol y de la Luna. Marte, mucho más tenue, visto aquí a casi un diámetro lunar de Venus, se acercó aún más la noche siguiente. Pero desde entonces Marte se ha alejado lentamente, aunque todavía se puede observar en el crepúsculo.